Seguidores

jueves, 16 de abril de 2015

Convocatoria: Este jueves un relato "Duetos de inspiración"

Obra de Rodolfo Garrido (C)(R)


Este jueves Mónica nos invita a jugar con duetos de palabras, nos propone elegir una de todas las siguientes:
Verdad y/o consecuencia
Destino y/o azar
Causa y/o efecto
Olvido y/o memoria
Sustancia y/o apariencia
Miedos y/o culpas

Como no me pude decidir por un solo dueto elegí estos dos:
OLVIDO Y/O MEMORIA 
SUSTANCIA Y/O APARIENCIA

Tenía una habilidad especial para el olvido. Por eso disfrutaba de cada segundo de sus actos, como en ese momento en el que gozaba mirando en la sombra esos ojos aterrorizados, la tensión de esas manos intentando defenderse y sus propios dientes clavados sobre ese cuello extremadamente delgado de donde extraía y saboreaba el sabor metálico de la sangre. Ese momento le daba el placer más grande que jamás había experimentado, aunque después se obligara a olvidarlo.
Luego, como lo hacía usualmente, devolvía el cuerpo sin vida al lugar en el que lo había encontrado, la puerta de la iglesia. 
A nadie le sorprendía que cada tanto apareciera otro mendigo muerto, asumían que era por el frío, por el hambre o por la propia miseria. Nadie investigaba, ni preguntaba qué había sucedido en realidad. 
Una vez puesto todo en su lugar, ya casi llegando el amanecer, se pegaba una ducha lavando también su memoria de cualquier rastro que quedara sobre la atrocidad cometida. 
Todos sus pecados perdían sustancia para él en el momento exacto en que se colocaba la sotana, tomaba la biblia y con su bondadosa y humilde apariencia abría las puertas de la iglesia para dar misa a los fieles del pueblo.

Sindel Avefénix


Más duetos de inspiración en lo de: Mónica - Neogeminis




¡Muchas gracias Mónica!

Todos los textos que están expuestos en este blog son propiedad intelectual de mi persona y están registrados bajo el nombre Sindel Avefénix. Salvo menciones expresas de otros autores.

30 comentarios:

  1. Me parece muy verosimil tu historia. Y tal vez le eche la culpa a alguien más o dirá que es un castigo por la falta de fe o las malas costumbres.

    Hablando de malas costumbres, Mara Laira celebrará su cumpleaños con una fiesta de disfraces.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! Ahora me paso a ver eso de los disfraces.

      Eliminar
  2. ja!,,, el disfraz perfecto para un malvado chupa sangre!!... muy buen relato, Sindel, con inesperado final!
    Muchas gracias por participar
    =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Moni, fue un gusto estar en tu propuesta! Besos

      Eliminar
  3. Siempre he tenido desconfianza de los curas. Bajo esa sotana se esconden los peores pecados del mundo. Un atroz relato que me erizó.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay de todo, pero muchas veces esconden secretos perversos bajo su apariencia. Un beso!

      Eliminar
  4. Interesante y misterioso relato de un vampiro...

    Me gusta tu capacidad de crear... Muy bueno.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias! No sé si es un vampiro, en realidad me parece que es un perverso. Besitos

      Eliminar
  5. Impactante final Sindel! Has conseguido sorprenderme completamente y es que las apariencias muchas veces engañan. Una historia truculenta, muy bien contada.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Charo, logré mi cometido si te soprendió el final. Un beso!

      Eliminar
  6. Mi querida Sindel realmente genial!!
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Un final de lo más inesperado. Me ha gustado mucho.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Vaya final,chica! Se me han puesto los pelos de punta. Un relato muy intersante y muy bién narrado.
    Un beso amiga

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué horror, lo que les quedaba, encima de que sacan las perras también sacan la sangre real.
    Nunca hubiera pensado que ere un cura el autor del hecho, pero no cabe duda que tú sí.
    Eres una chica lista y que escribe muy bien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja muchas gracias Tracy! Puede ser cualquiera, pero esta vez le tocó al cura. Un besote.

      Eliminar
  10. Caray! Vaya que las apariencias engañan! Tu relato nos lleva a imaginar algo sumamente escabroso y vampiresco... solo que ni por un segundo sospeché semejante final. Me has sorprendido con tu historia! Siempre un gusto leerte Sindel!
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Gaby, qué bueno que todavía logre sorprenderte con mis relatos! Beso inmenso.

      Eliminar
  11. Me sorprendió, uno nunca sabe, las apariencias engañan, a cuidarse de los curas, sacerdotes y pastores. Saludos Sindel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenísimo! Gracias por tu comentario! A cuidarse de todos! Un beso enorme.

      Eliminar
  12. La frase "que las apariencias engañan" es tal cual sin lugar a dudas, debemos cuidarnos... besosssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya lo creo! besitos Abril! Gracias por pasar!

      Eliminar
  13. dualidad humana, ying y yang en copulación mística que crea monstruos, o...simplemente la verdadera imagen del espectador que se enfrenta a un espejo que refleja el verdadero yo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que aceptar lo que se ve en el espejo e intentar que no vuelva a reflejarse. Gracias Rodolfo. Un abrazo.

      Eliminar
  14. Relato NEGRO con algo de rojo


































































































































































































    La sotana es circunstancial, pero le da más morbo al relato al desarrollarse algunos actos en la puerta de la Iglesia. ¡Qué frialdad! y que falta de memoria.
    Muy bueno el relato, la trama y la fidelidad al tema propuesto.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Alfredo! Un abrazo enorme.

      Eliminar
  15. Buenas tardes, Sindel:
    Textos como el tuyo mantienen viva mi capacidad para la sorpresa.
    A la sencillez de tu narrativa, alejada de burdos excesos góticos, se une una habilidad narrativa, que nos permite ver lo que leemos, dando como resultado una historia tan fantástica como ¿real?
    Gracias, Sindel.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Nino, así es mi manera de escribir bastante simple, sin mucho adorno. Me alegra mucho que te haya gustado y te agradezco tus palabras. Un abrazo!

      Eliminar

Muchas gracias por tu visita y por dejarme tu opinión.